Sofás de películas (II): clásicos, modernos y espectaculares

Volvemos con un nuevo artículo en el que os vamos a hablar de esos sofás que salen en las películas y que en más de una ocasión nos gustaría tener en casa. En nuestra anterior entrega hablamos de algunos sofás de películas como Desayuno con Diamantes, Beethoven, Un hombre soltero y el Lobo de Wall Street. Hoy vamos a hablar de otros muy originales y espectaculares en los que nos hemos fijado, tanto de corte clásico como más modernos y estilizados.

Quizás no puedas conseguir estos mismos sofás, ya que quizás algunos de ellos ahora valen una fortuna, pero sí que podrás encontrar algunos de estilo parecido, y sobre todo, tapizarlos a tu gusto y colocarlos en una disposición que se parezca a las escenas de estas películas. ¿Nos acompañas? ¡Vamos con ellos!

La tentación vive arriba (1955)

Otra gran película donde podemos ver un claro despliegue de buen gusto decorativo es en La tentación vive arriba, más conocida por la mítica escena en que la brisa del metro levanta la falda de Marilyn Monroe. En la casa de Richard Sherman (Tom Ewell), encontramos este sencillo sofá de tres plazas con su decoración de franjas y redondeles grises, así como el famoso sofá con orejeras en el que Marilyn extiende sus piernas mientras se pregunta cómo va a dormir esa noche sin pasar calor.

película Marilyn Monroe

Descalzos por el parque (1967)

Es mítico ya el sofá azul turquesa en el que Jane Fonda se pone a quitarle los zapatos a Robert Redford en la película Descalzos por el parque. Aunque se da un aire “kitsch” y puede resultar quizás un tanto colorido para una casa de ambiente serio, no deja de tener una estructura de madera con un aspecto muy retro si nos gusta generar este tipo de ambientación. Con todo, el apartamento de esta película es una verdadera joya, como vemos en Making nice in the midwest:

Sofá retro

El sofá de Iron Man I (2008)

La famosa casa robotizada de Tony Stark, el personaje que interpreta Robert Downney Jr. en la película de Iron Man, tiene algo más que ordenadores con inteligencia artificial y puertas que se abren con reconocimiento dactilar. En esta divertida escena, cuando la periodista de Vanity Fair empieza a curiosear en la casa de Tony, se aprecia un elegante y amplio sofá tapizado en gris plomo, muy serio y muy masculino. La foto es de Android Police:

La casa de Iron Man

Con derecho a roce (2011)

En este inocente y sencillo sofá, Jamie (Mila Kunis) y Dylan (Justin Timberlake) tienen una de las conversaciones principales de la película mientras se toman unas cervezas. Parece un sofá cómodo y suave, donde uno se puede recostar tranquilamente a ver la televisión y relajarse. De un color verde esperanza muy tenue, parece que le da un toque muy elegante a la sala. En la fotografía de Séptimo Arte se ve muy bien:

Escena de sillón

Muchas gracias a todos los que nos habéis estado enviando fotos por Facebook con vuestros sofás y sillones preferidos de películas. Os invitamos a que continuéis haciéndolo enviándonos las fotoescenas al Facebook de Delsofá.es, o también podéis mandarlas a nuestro Twitter (@delsofaES). ¿Cuál de estos sofás es el que más te gusta?

Conoce los sofás de los famosos (II parte)

Seguramente, en algún momento te has preguntado cómo son las casas de los famosos. ¿Qué hacen cuando llegan a casa? ¿Cómo es el sofá donde se sientan? ¿Tienen una casa con una decoración desbordante y excéntrica, o en el fondo viven como la gente normal? ¿Viven en una casa futurista, llena de robots y de alta tecnología, o prefieren la calidez de un ambiente poético y acogedor? Si dejamos vagar la imaginación, quizás veamos algo muy parecido a la realidad, pero para darte un empujoncito, vamos a echar un vistazo a algunos de los salones y sofás que tienen los famosos en su casa.

Si recuerdas, en un post anterior te enseñamos ya algunas fotos de salones de algunas celebrities como Kate Winslet o Angelica Houston. Si quieres más ideas para decorar tu salón como el de los famosos, en este artículo vas a encontrarte con algunas que te encantarán.

El salón de cine de Catherine Zeta Jones y Michael Douglas

En la mansión de Catherine Zeta Jones y Michael Douglas en Nueva York no falta precisamente espacio. Hay salas prácticamente para todo: para ver películas, charlar, ver la televisión… Y en todas podemos encontrar sofás de distintos tamaños y modelos, perfectamente colocados para cada ocasión. Para visualizar películas, un sofá en forma de U permite disfrutar de un verdadero cine en casa, y con invitados. En cambio, si lo que se quiere es una salita para charlar, optan por dos inmensos sofás uno en frente de otro para poder verse bien las caras. Las fotos son de Trulia.com.

Salón Douglas

El salón nórdico de Cristiano Ronaldo

La casa del futbolista Cristiano Ronaldo, que podemos encontrar en Vida y estilo de Terra, se ubica en La Finca de Madrid, una de las urbanizaciones donde se pueden encontrar más casas de famosos. En sus casi 1.000 metros cuadrados, podemos contemplar este bello salón nórdico, espacioso, luminoso y muy limpio. El sofá que se puede ver a la izquierda es de respaldo bajo, con botones de capitoné, al estilo del sofá Zenaida disponible en Delsofa.es. Está tapizado en blanco, muy elegante y discreto.

Salón del futbolista CR7

El salón de Kirk Hammett, guitarrista de Metallica

El guitarrista del grupo Metallica tiene una casa ubicada en San Francisco de gran singularidad y cierto sabor rústico, con tramados de madera muy marcados, como podréis ver en las fotos de Decofeelings. El salón, sin embargo, posee una atmósfera singular con ese tono beige claro de las paredes combinado con el azul pastel. En esta salita, llena de sofás y sillones, presidida por una robusta chimenea, se aprecia una elección perfecta del colorido, logra crear un ambiente acogedor en este amplio espacio.

Salón de Metallica

Los sofás de Silvia Jato

La famosa presentadora de televisión, Silvia Jato, tiene una casa de vacaciones en la costa de Málaga de gran belleza, que nos muestran en Mi casa Revista. Este saloncito junto a la terraza está decorado con sofás y sillones de ratán y mesitas de bambú importadas de Bali, un toque exótico para darle un aire más vacacional a nuestra sala de estar.

Salón de Silvia Jato

¿Conoces otros sofás y sillones de famosos? ¿Con cuál de estos te quedarías si tuvieras que decorar el salón de tu casa siguiendo su estilo? Mándanos tus comentarios, o si tienes la foto del salón de algún famoso del que seas muy fan, envíanosla al Facebook de Delsofá o a Twitter (@delsofaES). ¡Gracias mil!

Salones de estilo naif: una decoración dulce y alegre

Lo naif está cada vez más presente en las decoraciones modernas. Si tuviéramos que definirlo en cuatro adjetivos, diríamos: dulce, suave, inocente, infantil. Al igual que en el estilo pictórico de origen francés, la decoración naif se caracteriza por una absoluta independencia y espontaneidad. En los salones, todo se construye tal y como dicta el corazón, sin imposiciones externas, ni fidelidad a viejos patrones.

Si queremos hacer un salón con toques naif, hemos de dejar vagar libremente la imaginación y decorar los muebles de forma caprichosa, como lo haría un niño o una niña pequeña. Usando colores alegres y pastel, jugando con los contrastes, colocando toda clase de detalles y ocurrencias en las paredes y los muebles. Queremos evocar la infancia a través de un estilo individualista y simple, sin pretensiones.

En este artículo vamos a dar algunas pinceladas sobre lo qué significa tener un salón de estilo naif y cómo puedes crear uno. Si tienes un corazón de artista y te gusta experimentar, seguramente quedarás prisionero de esta forma liberal de decorar un salón.

¿Qué es un salón naif?

Naif proviene del término francés naïf que puede traducirse como “ingenuo” o “simple”. De modo que, en la decoración de tu salón, deberá apreciarse un carácter inocente y generalmente femenino. Muchas veces, asociamos este tipo de decoración con las habitaciones de los niños, salones de boda o algunas cafeterías vanguardistas. Sin embargo, puede aplicarse a multitud de espacios.

Como una imagen vale más que mil palabras, podemos apreciar este ambiente en el salón que nos enseña Estilo y deco.

Salón de ambiente naïf

Si te fijas, abundan los colores vivos y alegres en todo el conjunto. Pero quizás lo más puro, lo más característico del estilo naif, es el cuadro del fondo, en el que se simula una pintura infantil de un paisaje figurativo. También, en el taburete que hay junto al sillón negro, se puede reconocer un muñeco de adorno que representa un payaso o un danzarín.

La estética de este entorno, simple, inocente, refleja una forma de decoración que resulta placentera para el que se sienta a disfrutar de una velada en el salón. Los colores (blanco, lila, negro, amarillo, azul turquesa…) reflejan con elegancia un juego de contrastes en el que, sin embargo, no hay nada que resulte violento y todo parece transmitir calma y sosiego. Veamos qué colores son los más adecuados.

Los colores y texturas del estilo naif

En lo naif, nos gusta lo que les gusta a los niños: el azúcar. Tu salón tiene que parecer un pastel de crema. Es decir, que al entrar por la puerta casi pueda saborearse un aire dulce. Los colores oscuros deben quedar relegados a un segundo plano, o incluso, en algunos casos, desaparecer completamente.

Por tanto, usaremos colores como el lila, el rosa, el verde jade, el beige, el azul turquesa y otros por el estilo. Si son tonos brillantes, mejor que mejor. Y no necesariamente tenemos que buscar una armonía perfecta. En lo naif, también se aprecia a veces la búsqueda del contraste entre el blanco y algún tono pastel, tratando de simular el aspecto de una tarta.

No tenemos por qué apostar siempre por estilos uniformes, pero sí es importante que sean de tonos suaves. Fíjemonos en la rica variedad de coloridos que pueden encontrarse en este estilo con las imágenes que publican en Guía para decorar

Decoración dulce

¿Cómo deben ser los muebles de un salón naif?

Si los colores han de ser vivos y dulces, también los muebles deberían reflejar ese espíritu. El estilo del mobiliario más parecido al naif es el romántico y el shabby chic, aunque suelen utilizarse muebles modernos en tonos blancos y pastel; cajoneras, estanterías, mesas de colores, etc. Lo importante, es que ningún mueble de la sala revele un aire robusto y agresivo. Fíjate en el aire sencillo y simple de los muebles de este salón:

Salón de estilo naif

Sin embargo, los muebles no deben dar una imagen de monotonía, sino de optimismo y alegría. Hay muebles que pueden evocar cierto aire nostálgico; por ejemplo, las mesas de colores, los taburetes de tipo infantil o las sillas pequeñas. Los sofás y sillones se pueden decorar perfectamente con telas de colores dulces, o bien simplemente añadir muchos cojines con tonos florales y pasteles. Un ejemplo interesante lo tenemos en las telas de estos cojines que vemos en la web de la Feria Expohogar.

Colores y texturas naïf

En cuanto a las lámparas, se trata de un elemento importante en la decoración naif. No tienen que ser grandes ni sofisticadas; pero sí suelen ser lámparas de colores con todo tipo de detalles, en los que se aprecia la adolescencia y la candidez.

¿Cómo decorar las paredes?

Manteniéndonos fieles a los colores predominantes de la sala, hay diversas tendencias para decorar la pared de un salón de aire naif. Lo importante, es que el resultado final sea un salón con mucha luz, donde se aprecie la riqueza visual de un colorido simple a la vez que ingenioso, como por ejemplo en este fondo del blog Decoratrix:

Salón simple y natural

Veamos algunas opciones que tienes:

  • Paredes a rayas. En la variedad cromática está la alegría del color. Para huir de la monotonía, podemos crear una pared con rayas verticales u horizontales, mezclando el blanco con algún color alegre y vistoso.

  • Pared con vinilos. Los vinilos son una tendencia arraigada en el arte naif y en la decoración de salones es un recurso muy socorrido, ya que pueden darle un toque atrevido y diferente.

  • Paredes con detalles. Si no queremos poner vinilos en la pared, hay otras opciones que le darán el toque especial que deseamos. Imprescindible en el mundo naif son los cuadros, pero también puede resultar ocurrente colocar algún tipo de adorno.

  • Papel pintado. Si no se pinta la sala y tampoco se colocan vinilos, lo suyo es colocar papel pintado con estampados florales. No es tan típico de este estilo, pero puede servir al mismo propósito.

Los detalles, la esencia de lo naif

Llegamos al punto fuerte de un salón de estas características. Fácilmente, se puede transformar cualquier salón de tonos suaves añadiéndole pequeños detalles naif, que son la verdadera esencia de este tipo de decoración.

Un salón naif nunca será lo mismo si no tiene alguna decoración pictórica. Ya sea un gran cuadro encima del sofá, o pequeños cuadritos distribuidos elegantemente por la pared, sin imágenes no se puede apreciar la esencia de lo naif. Muchas veces, son los cuadros figurativos, con motivos de ciudades, flores o personajes, los que nos muestran que estamos ante este tipo de salones. Hay diversas galerías de arte en Internet donde se puede comprar este tipo de arte. Fíjate por ejemplo en esta imagen de Duna Decoración.

Decoración naïfPero los cuadros no son los únicos detalles que crearán un ambiente naif. Aquí te enseñamos otros elementos muy típicos con los que puedes enriquecer la sala para darle un aspecto detallista y cuidadoso.

  • Corazones de mimbre. El corazón hace referencia al amor; nada más ingenuo, platónico e inocente. Los adornos de mimbre en forma de corazón colgando de la pared se han puesto muy de moda. Usando varios corazones, se puede hacer un diseño original y curioso que le dé el toque deseado.

  • Adornos y más adornos. Las figuras son otro elemento característico de lo naif. No se trata de poner adornos al uso, sino de figuras de arte naif, que posean un aire muy infantil. Se trata de un sustituto de las estatuillas y tienen un aspecto parecido al de los belenes, aunque en diferentes tamaños.

  • Farolillos tipo jaula. Los farolillos ornamentales, que tanto se utilizan en las bodas, también son un adorno ideal para este tipo de salones. Pueden utilizarse como continente de flores y una forma original y curiosa de dar elegancia a cualquier rincón.

  • Portaretratos vintage. Otro de los elementos que también se aprecia en los salones naif son los retratos. Colocar fotos de familia, retratos en sepia de los abuelos o cualquier tipo de foto entrañable le dará ese toque tierno que acompaña la atmósfera de estos salones.

  • Jarrones con flores. Por último, las flores son otro elemento que no pueden faltar; son símbolo evidente de la inocencia. Margaritas, camelias, incluso rosas, ayudarán a conformar una sala que se caracterice por la pulcritud, el preciosismo y la evocación de la infancia.

En conclusión

Si quieres darle un toque naif a tu salón, debes dar rienda suelta a tu imaginación. Piensa en todo aquello que pueda resultar preciosista, con un aire romántico, y mézclalo con muebles que resulten sencillos, tiernos, dulces. Lo que en una decoración de otro estilo podríamos considerar superfluo o un capricho decorativo, en este tipo de salones queda muy bien. No hay por qué incluir todos los detalles que te hemos señalado en el apartado anterior; son sólo recursos y recomendaciones que te pueden ayudar.

Algunos salones tienen un aire muy minimalista y apuestan por el arte naif, colocando un mural en la pared o un gran cuadro de una galería de arte. Otros se parecen mucho a un salón romántico, pero con un aire más moderno. Lo importante, es que inspire un ostensible gusto por lo simple: el dibujo y la figura de trazado infantil, unidos a una gama cromática de tonos pastel, es lo que revelará el estilo naif en toda su dulzura.

¿Te gusta el arte naif? ¿Tienes algún elemento o cuadro de este estilo en tu casa? ¿Has decorado tu hogar siguiendo esta corriente? Nos encantaría que nos contarás cómo es. Te invitamos a compartir con todos los lectores tu decoración, a través del campo de comentarios, también puedes hacerlo en nuestro Facebook de Delsofá.es o en Twitter, mencionando a @delsofaES.

¡Las esperamos!

Decoración salones de estilo victoriano

El estilo victoriano es uno de los estilos decorativos más característicos de épocas pasadas y que hoy en día sigue conservando sus fieles. Los elementos que lo componen reflejan la grandeza y elegancia propias del reinado de la reina Victoria de Inglaterra, que se extendió desde 1837 hasta 1901. Se caracteriza por su toque romántico y femenino.

En la decoración de estilo victoriano destaca la combinación de muebles de madera maciza con la calidez de las alfombras, la gran cantidad de elementos decorativos y la riqueza de sus tejidos. Donde vemos el gran protagonismo del terciopelo, las sedas, brocados y adamascados.

flickr4

Se trata de un estilo mezcla de clásico y gótico que ha permanecido hasta nuestros días, recobrando un nuevo protagonismo en la actualidad, como podemos ver en la imagen anterior de Decoración About.

Así, podemos ver multitud de ejemplos de salones victorianos, donde la decoración se ha ido adaptando a las tendencias actuales, consiguiendo un resultado moderno y distinguido, gracias a la incorporación de elementos propios de nuestros días, tal y como muestra este ejemplo de Ideasparadecorar.

El salón, como principal estancia de la casa, muestra el esplendor y majestuosidad de la época, totalmente opuesta al minimalismo. Los muebles de estilo victoriano suelen tener las patas torneadas, los marcos de los espejos destacan por su labrado, los candelabros y figuras de porcelana completan la decoración de la estancia.

Las paredes se cubren de tonos intensos, dorados, ocres, azules, verdes o morados. El oro, símbolo de lujo y poder, tiene un especial protagonismo en el estilo victoriano, estando presente en los elementos decorativos, en los brocados y todo tipo de tejidos.

La ostentosidad de los salones victorianos muestra la riqueza de estos tejidos en el tapizado de los muebles, los cojines, las cortinas, y enormes alfombras que cubren gran parte de la superficie, situadas especialmente bajo la mesa del salón. Los flecos, cordones y borlas no pueden faltar en los cojines, cortinas y mantelería, todo elemento que se utilice en este conjunto derrocha elegancia y estilo propios,  como se ve en el ejemplo de HogarTotal..

o-brien-john-dama-victoriana-iv

Las paredes de los salones de estilo victoriano también se visten para la ocasión. Bien sea con papel pintado, representando motivos florales propios de la época victoriana y brocados, o pintados en tonos intensos. Asimismo, las paredes se rematan con zócalos y molduras, que enmarcan y destacan los colores de la pintura o papel final. Todo el conjunto reviste armonía y suntuosidad.

Para decorar un salón con estilo victoriano conviene elegir debidamente todos los elementos. Desde el sofá, que ha de tener ese toque clásico, apreciable tanto en sus patas torneadas, como en el tipo de tapicería. Así, existe gran cantidad de acabados que se adaptan a este estilo, con una amplia variedad de colores, desde los más clásicos, hasta los más modernos.

¿Qué te parece el estilo de decoración victoriano? Nos encantaría saber tu opinión. Puedes aprovechar el campo de comentario para darla. Y si decides añadir a tu casa un toque de esta época, nos gustaría ver cómo queda. Puedes compartir el resultado en nuestro Facebook de Delsofá.es o en el Twitter, mencionando a @delsofaES y te haremos RT. ¡Las esperamos!

Adorna tu salón con plantas y flores de primavera

Hay muchas formas de decorar un salón pero en todas ellas hay un denominador común, siempre se introducen pequeños o grandes detalles que nos recuerdan la época del año en la que nos encontramos. En estos días, a pesar de que parece que el invierno se resiste a irse, nuestras casas pasan de los ambientes fríos a las estancias alegres, optimistas, primaverales. En este cambio hay dos grandes protagonistas, las plantas y las flores.

Cada época del año tiene sus flores, pero este es el momento más especial para lucirlas y volver a los colores vivos y naturales. Hace poco hablamos sobre cómo decorar un salón para la primavera. Hoy queremos centrarnos en las distinta opciones que tienes en flores y plantas para adornar el salón en esta temporada del año.

¿Cuáles son las plantas y flores típicas de primavera?

La primavera es la época en la que plantas y flores se encuentran en todo su esplendor, los colores, aromas, texturas… impregnan los campos, jardines, parques…por lo que son muchas las opciones que tenemos para hacer florecer la primavera en nuestro hogar. Begonias, margaritas, violetas, azaleas y por supuesto, las rosas en todas sus tonalidades: rojas, blancas, rosas… son una buena opción. Podemos optar por escoger un tipo concreto, combinar varias, colocando algunos arreglos florales de distintas especies, que armonicen con la decoración del salón. Es importante que pueda apreciarse el follaje, ya que el verde es uno de los colores que mejor combinan con los salones en tonos pastel y blancos, así como en los salones de colores brillantes como amarillo o azul, típicos de la primavera.

Entre las plantas sin flor y de tamaño medio, son muy comunes las kentias, los troncos del Brasil, la Ghalatea o el ficus. Podemos aprovechar las plantas grandes para poner el centro focal del salón en ellas, como este precioso Ficus Lyrata que nos enseñan en Elle Decore. Debemos asegurarnos de que sean de interior, que no necesiten recibir luz constante del sol, ni tampoco una temperatura demasiado baja.

Salón adornado con flores

¿Dónde colocar tus plantas y flores?

Las plantas son un elemento muy importante en los salones de primavera; transmiten una sensación de naturaleza y tranquilidad, que siempre ayuda a aminorar el estrés y relajarse. Pero además pueden destinarse a cubrir rincones donde no cabe ningún mueble, pero en los que quedaría bien un toque de elegancia. O delimitar zonas en un salón comedor, separando la zona de sofás y sillones de la mesa de comer. Este efecto lo podemos ver por ejemplo en esta foto del blog de Cristina Mella.

Maceteros originales

Como decíamos en el post anterior, no es necesario que siempre sean flores naturales para dar un toque primaveral al salón. A veces basta con combinar tejidos con referencias a las flores para insinuar ese ambiente, combinado con las flores y plantas naturales que tengamos y que mejor queden. Teniendo esto en cuenta, podemos colocar nuestras plantas y macetas en diferentes sitios: El umbral de la ventana, la mesa del café, la mesa del comedor, la mesa del teléfono, una repisa de la estantería, una esquina, en el suelo, en las lámparas…

Uno de los elementos centrales que deberemos tener en cuenta es el papel que ocupan las flores en la decoración de la sala. Podemos crear simetrías colocando dos plantas iguales con el mismo macetero a un lado y a otro, pero si te parece demasiado convencional, siempre puedes limitarte a jugar con los colores de las flores y de los muebles de la sala, como vemos en este elegante salón de Temple By Baluarte, donde han jugado con el rojo y el negro.

Salón primaveral rojo y negro

Consejos para decorar tu salón con flores

Para terminar, quiero darte algunos consejos para que puedas distribuir correctamente las flores en tu salón y contribuyan a realzar la belleza de la sala y construir un ambiente natural.

1. Haz que tengan buena visibilidad. Lo que hay que priorizar en todo caso es que la maceta que vayamos a colocar tenga buena visibilidad. Las plantas de gran tamaño, pueden ir en el suelo y colocarse en una esquina o junto al sofá. Las de pequeño tamaño, siempre en repisas, mesas pequeñas o lugares espaciosos donde se vean bien.

2. No sobrecargues demasiado la sala de plantas y flores. Además de que requerirá de un esfuerzo ímprobo por mantenerlas en toda su lozanía durante varios meses. Es suficiente con que repartas las flores en diferentes lugares estratégicos del salón, ya que de lo que se trata es de que sirvan como contrapunto o contraste a los colores de la sala.

3. Utiliza floreros decorativos. En cuanto a los recipientes, floreros y maceteros, procura que sean jarrones originales que combinen con el resto de la sala. El florero de cristal transparente suele ser lo más puro para dar un aire ligero a la sala, pero si los tallos de las flores son muy pequeños y débiles, será muy fácil que se vean muy dispersas y desordenadas. Si vas a coger un macetero convencional, consigue que sea de un color alegre, como el azul o el amarillo. Fíjate cómo lo hacen en esta imagen de Casa Diez:

Flores agrupadas

4. Agrupa las flores. Si el tamaño de nuestras macetas es pequeño, lo más recomendable será agruparlas en determinados espacios para que no estén disperas. Por ejemplo, colocando las diversas macetas sobre una bandeja en la mesa del café, sobre una cómoda o en la mesa del comedor. Esto resulta más bonito para realzar los detalles.

5. Utiliza diferentes tamaños. La estética de las flores no sólo está en su color y su corte, sino también en el tamaño y forma de los floreros utilizados. Pueden ser redondos, alargados, verticales, cuadrados… busca floreros con diferentes formas geométricas que le den un tono desenfadado y moderno a tu salón.

Seguro que tu mente está ahora rebosante de ideas sobre qué flores y plantas se podrían colocar en esta o aquella parte de la sala. Si te animas a colocarlas, nos encantaría ver una imagen de tu salón donde se refleje esa vitalidad y alegría de la primavera. Si quieres puedes usar nuestra página de Facebook de Delsofá.es o mencionarnos en Twitter @delsofaES y te haremos RT. Nos hace mucha ilusión saber que estos artículos te ayudan en la decoración de tu hogar.

Cortinas para un salón de corte muy clásico

Una de las reglas en decoración de interiores es que debe haber un elemento más llamativo que los otros; el punto focal. Si decidimos que las cortinas se conviertan en las protagonistas de nuestro espacio living, podremos crear diferentes efectos jugando con la luz, el color y la proporción. En este post vamos a centrarnos en un estilo de cortinas que hará de nuestro salón un espacio de corte muy clásico.

Cortinas clásicas para el invierno

En los ambientes fríos y lluviosos, siempre resulta agradable disfrutar de la protección de las cortinas gruesas que no dejen pasar el frío. Los colores oscuros van muy bien para crear este efecto, ya que también contribuyen a generar una sensación de abrigo y hacer que la estancia resulte menos destemplada.

La solución más sencilla será simplemente apostar por cortinas térmicas que nos protejan del frío. Suelen estar hechas con un material plástico hacia el exterior y una tela oscura por fuera. Escoge una cortina en la que el color combine bien con el resto de la sala; si tu salón es de colores suaves, una cortina en un tono parecido, pero más oscuro (chocolate, granate, gris, negro, etc.), podría ser lo ideal. Fíjate en esta foto que nos enseñan en Decopasión.

Cortinas acogedoras

Doble cortina con alzapaños

Otra de las opciones es tratar de recrearnos en la belleza de los detalles. Usando la imaginación, se puede vestir una gran ventana, una puerta al jardín o un balcón a través de una doble cortina, usando un cortinón grueso para afuera y unos visillos o una cortina de seda fina para el interior, dándole una caída original, como ésta que vemos en el blog de Con la llave.

Cortinas acogedoras

Si queremos darle un aire muy clásico, lo suyo es recoger las cortinas exteriores con un alzapaños, combinando dos colores que guarden la armonía y dándole una forma creativa y original. También se puede decorar la parte superior de las cortinas poniendo anillas grandes de madera, o bien a través de bandos en forma de ondas o tablas.

Estores clásicos con estampados

Generalmente no se suele optar por colocar estores en un salón de corte muy clásico, sin embargo hay modelos que podrían tener cabida perfectamente en este tipo de decoración. Si el estor lleva algún tipo de estampado (flores, pájaros, etc.), también podría contribuir a crear un ambiente clásico. Una idea: usándolo como una alternativa al visillo y acompañado de una cortina gruesa, al estilo de ésta que vemos en Decora y diseña.

Salón con cortina y estor

Como has podido observar en los tres ejemplos, las cortinas para un salón clásico destacan por su grosor y la textura cálida de sus telas, sus colores apagados y por cubrir completamente -hasta el suelo- la ventana o balcón. Estas son sin lugar a dudas algunas de las premisas más claras que deben cumplir las cortinas que vestirán nuestro salón de estilo clásico.

En un post posterior os hablaremos de sofás y sillones de estilo clásico para vuestro salón. Mientras lo preparamos os aconsejamos que echéis un vistazo a este artículo en el que os contamos algunas de las líneas básicas de la decoración clásica.

Decoración de lofts, espacios de libertad

Si hay una vivienda que destaca por su diseño, tendencia, por desprender sensación de libertad, es un loft. Espacios de vanguardia, que nos permiten jugar con la decoración en forma infinita. En este post os voy a mostrar algunos de los lofts y sus estilos de decoración que enamoran. Pero primero vamos a definir el concepto de loft, para conocer más sobre estas viviendas soñadas por la mayoría de nosotr@s.

¿Qué es un loft?

Este término inglés se traduce al español como desván, sin embargo lo usamos para definir una vivienda en la que no existen delimitaciones de espacio y toda la superficie está a la vista, sin que existan muros o paredes que dividan el espacio en diferentes habitáculos.  

El origen de este tipo de viviendas se remonta a los años 50, en plena ciudad de Nueva York, donde proliferaban las fábricas y almacenes vacíos y en desuso. En aquel momento el precio de los apartamentos era muy elevado y además eran de pequeñas dimensiones. Algunos colectivos de población: artistas, arquitectos, estudiantes, necesitaban espacios amplios para establecerse profesionalmente y a su vez para poder vivir, decidieron transformar estos edificios en viviendas y estudios de trabajo, así aparecieron los lofts. Actualmente el concepto va unido a lujo y vanguardia. Ya se construyen edificios con esta filosofía, para ser utilizados como viviendas directamente.

Seguro que todos tenemos en nuestro recuerdo lofts famosos como el de las películas “Peligrosamente juntos” de Robert  Redford, donde Daryl Hannah vive en un loft que a su vez utiliza de estudio de pintura, o “Ghost”, donde sus protagonistas Sam (Patrick Swayze) y Molly (Demi Moore) están acondicionando el suyo. En el Blog Sola En Nueva York podemos encontrar la imagen actual de ese espectacular loft situado en el Soho neoyorquino.

Consejos para decorar un Loft

Como hemos resaltado y se observa en la imagen, estamos ante un espacio sin tabiques, puertas y demás obstáculos, pero como toda vivienda, queremos que sea un lugar acogedor y con cierto orden. Para ello, la buena colocación de los elementos principales del mobiliario nos va a servir para marcar los espacios, sino corremos el riesgo que parezca una simple exposición de muebles sin personalidad.

Colocar con acierto piezas grandes como el sofá, una librería, la mesa de comedor será fundamental para dar forma a nuestro loft. Independiente de que se trate de un espacio de grandes dimensiones o de 30 m2, una distribución acertada es importantísimo. Recurrir a un plano puede ser clave para acertar.

Para su decoración os recomendamos seguir los siguientes pasos:

  • Distribuir los espacios

La cocina: suele estar integrada, sin tabiques que la separen,  junto a ella colocaremos la zona de comedor. No olvidéis contar con una buena ventilación y un buen sistema de extracción de humos.

Los dormitorios: si es posible para darles más intimidad se pueden colocar en un altillo. Si la altura del techo no nos lo permite debemos colocarlo lo más separado de la cocina como sea posible. Para conseguir intimidad podemos usar biombos o tabiques de cristal de pavés, como aparece en la web Decorailumina.

paves5

El baño: es la zona que nos exige más intimidad, podemos jugar con tabiques móviles, de cristal, es importante que dejen pasar la luz.

El salón o zona de estar: en esta zona el protagonista será el sofá. Su estilo y su color es importante para dar calidez y comodidad a nuestro loft. Nos ayudará a definir el estilo. Podéis apostar por un sofá modular o chaise longue en blanco o gris y jugar con los colores con los cojines y mantas como veis en esta composición de Estilosdeco.

Si en nuestro loft vamos a tener zona de trabajo es importante delimitarla, podemos colocar un espacio amplio o simplemente un work home, dependiendo de nuestra actividad. Recordemos que los lofts en su origen integraban vivienda y zona de trabajo o estudios. También si el espacio nos lo permite podemos incluir una zona de lectura o biblioteca.

Además de la distribución de los espacios, la luz y la iluminación nos ayudará a darle un estilo, recordemos que los grandes ventanales forman parte de la estructura arquitectónica de estos espacios.

  • Definir el estilo de los ambientes: lo primero que debemos hacer es elegir el estilo que queremos. Los más utilizados para decorar los lofts en la actualidad son:

El estilo industrial, que va unido al origen de los lofts. Podemos dejar las paredes de ladrillo visto y pintarlas, dejar las vigas de techo a aire, las tuberías por fuera, que se vean los elementos estructurales de la vivienda. Como vemos también en este loft que nos muestra Estilosdeco.

En este caso, observamos que los muebles tendrán líneas rectas, con un aspecto voluminoso. La madera, el hierro y el acero serán la combinación perfecta, que se aprecie el paso del tiempo.

Nos podemos decantar también por un estilo moderno y minimalista, donde predominen el blanco y el negro, sin mucha decoración, líneas rectas. Podemos colocar sobre las paredes pintadas en blanco grandes cuadros, vinilos o fotografías urbanas para dar un toque de color. O mantener la uniformidad del blanco negro y gris y dar el toque de color si se prefiere con el sofá o alguna butaca.

Otro estilo a tener en cuenta es el estilo nórdico o escandinavo. En él, se unen el confort y lo práctico. El concepto ergonómico aparece en el diseño de muebles. Se busca la comodidad y la funcionalidad, elementos como el sofá cama tienen gran importancia. Las líneas rectas, el blanco y los colores neutros combinados con la madera tendrá un gran protagonismo en este estilo de decoración. Como vemos en esta imagen del Blog Decoracionfacilisimo.

La iluminación tiene gran importancia, tanto la natural, como la artificial. Es pieza clave para conseguir ese ambiente confortable y cálido.

Por último, podemos optar por el estilo rústico, que podemos adaptar dándole un toque urbano. La madera, la piedra y las fibras naturales tendrán un gran protagonismo. Como vemos en esta propuesta de Opendeco.

Buscaremos que el ambiente no sea recargado, con muebles donde predominen las líneas rectas, le daremos gran importancia a la luz, podemos incorporar espejos para dar más amplitud. Predominaran los colores cálidos junto con el verde y los azules. El sofá jugará un papel importante para darle un toque urbano, buscando la líneas rectas.

Esperamos que nuestras indicaciones os ayuden a dar forma a vuestro loft. Nos encantaría ver fotografías del antes y el después. Os animamos a que nos las enviéis. Podéis aprovechar el campo de comentarios de este post, o contactarnos a través de twitter @delsofaES o del Facebook Delsofa.es. Además, si necesitáis asesoramiento sobre los sofás, sillones, chaise longue, sofá cama para vuestro loft, nuestros expertos os atenderán encantados en el teléfono gratuito 900.701.086.

¡Las esperamos con mucha ilusión!

 

Salones con decoración Shabby Chic, un estilo con toque renovado

Hay salones que enamoran nada más entrar en ellos, que te transportan a épocas pasadas, a lugares tan encantadores y románticos como la campiña inglesa, que hacen que te invada una sensación de bienestar y relax. Este es el caso de los llamados salones con decoración Shabby Chic, un estilo que cada vez cuenta con más adept@s y que permite dar rienda suelta a nuestra creatividad más romántica. ¿Qué te parece si damos una vuelta y vemos algunos salones con este estilo decorativo?

Como vemos en los ejemplos, se trata de dar un toque actual y romántico a nuestro salón, apostando por los colores claros y el mobiliario restaurado. Chic es un término muy empleado para definir que “se está a la moda”, es algo bastante actual, mientras que Shabby representa todo lo contrario, algo más desvencijado y rasgado por el paso del tiempo.

A través de los ejemplos, te iré dando las claves de los términos que caracterizan a la decoración Shabby Chic con el fin de que escojas aquellas sugerencias que más se adapten a tu gusto. ¿Comenzamos?

El tono rojo, siempre el más llamativo

Salón decorado estilo Shabby Chic

¿Qué sientes al ver esta imagen del blog Ayudaadecorar?, ¿Percibes como el color rojo posee un brillo propio, de cómo logra centrar tu atención? Los muebles no tienen por qué ser nuevos, de hecho, una de las características de este estilo decorativo es que si tenemos muebles restaurados, tendremos un tesoro, como es el caso de este sofá en particular.

Solo necesitamos un par de lijas para renovarles la textura y un bote de pintura blanca o muy clara, el efecto será exactamente igual que el de la foto. Se trata de darle vida a lo viejo. El resto de elementos decorativos seguro que los tienes en casa.

La clave reside en dejar constancia de que tenemos muebles renovados, recuperados de esa época pasada que con la combinación de tonos como el rojo y otros que veremos más adelante, evocan a un romanticismo pasado que es realzado con sus viejas líneas y los nuevos tonos claros con los que en el presente jugamos.

Los tonos verdes también juegan un papel importante…

Decoración Shabby Chic con verdes

Este salón pertenece a la colección de EspacioHogar podemos ver que no hay tono rojo alguno, que si en la anterior propuesta era el centro de atención, aquí ha pasado a ser directamente el verde, un color que también suele ser uno de los más empleados. Y es que en este tipo de decoración siempre podremos emplear un gran abanico de colores siempre y cuando sean de tonos claros o pastel.

Como fondo, el blanco, marfil o beige, cualquier color suave y claro es válido para poder resaltar la decoración Shabby Chic en nuestro salón. En este caso, como en la gran mayoría de entornos, también se ha optado por añadir mobiliario antiguo, incluso manteniendo el color natural de la madera, sin necesidad de recurrir al blanco.

El rosado en la decoración Shabby Chic

sala-shabby-chic2

¿Qué te parece esta propuesta de Decoraciónydiseño? En este salón, de ambiente rústico se ha descartado al 90% el verde y el rojo, dando paso al tono rosado, también apropiado para ese toque romántico que deseamos aportar al ambiente.

No es cuestión de recargar el ambiente, con excesivos detalles decorativos, ya que hablamos de una decoración suave, que evoca al pasado y lo trae a nuestro tiempo para mostrarlo y transmitir ese toque clásico y romántico que principalmente proporcionan los muebles antiguos como la silla de forja que se observa en la imagen. Los cojines y fundas con estampados florales, son otras de las señas de identidad de este estilo.

El Shabby Chic más recargado

sb3_thumb

Este salón que hemos visto en el blog Decorando y Renovando contradice totalmente la tendencia descrita unas líneas más arriba. En este caso, se ha optado por aplicar el Shabby Chic más tradicional, es decir, aquel estilo que provenía de las antiguas casas de campo inglesas, donde los bordados y las flores entre otros elementos, eran el centro de atención.

Sin embargo, se sigue manteniendo intacto algo que es lo verdaderamente importante de este estilo decorativo, aquello por lo que nos esforzamos cuando decoramos siguiendo ese patrón; se ha respetado la esencia. Observa todas las imágenes anteriores y ésta, el toque clásico y romántico no se ha perdido, podemos decir que se ha intensificado con el uso de cuadros y relojes de estilo clásico que nos transportan a épocas pasadas.

Sencillo, claro y actual

Shabby Chic con blanco y morado

Si el ejemplo anterior te resultaba demasiado recargado, con esta imagen de Decofilia.com, retomamos el rumbo hacia las tendencias que más se utilizan en estos tiempos, es decir, a las más sencillas, respetando siempre el espíritu Shabby Chic.

Si nos fijamos, en todos los salones que hemos visto hasta el momento, se ha mantenido siempre el ambiente en tonos claros; sofás, paredes, suelos, fundas, cortinas… Sin embargo, el rojo, el verde, el rosa, los morados o incluso algún que otro dorado, se han colado para ayudar a que las viejas siluetas de los muebles creen ese punto de atención especial, un ambiente romántico y cálido.

Esa es la magia del Shabby Chic: la combinación de los tonos con el ambiente y el mueble del pasado.

Salón tradcional con un toque Shabby Chic

Y como siempre ha de haber alternativas al predominio del blanco absoluto, he optado por escoger esta sugerencia del blog de decoración verynicethings, donde ellos mismos muestran como este salón, que se decanta por el estilo clásico y rural, consigue acercarse también al estilo Shabby Chic.

En las viejas casas de campo inglesas, se empleaban grandes armarios con sofás muy pesados, mientras que en las paredes se mostraban cuadros con casas humildes. Puede que si evolucionamos esa imagen que estamos recreando y la traemos al presente, obtengamos el salón de la imagen anterior.

¿Cómo crees que quedará tu salón con este estilo tan especial? Solo hay una forma de saberlo, y es llevándolo a la práctica, yo estoy convencido de que esta unión entre lo antiguo y lo nuevo para proporcionar un clima romántico y british, te dará gran resultado. ¿Te animas?

Decorar la mesa en Navidad: Centros y gastronomía se unen para sorprendernos

Hace unos días os hablé sobre la Decoración navideña para el salón, en esta segunda parte, y cumpliendo con lo prometido, os voy a dar ideas para “Decorar la mesa en Navidad”. No solo con toques decorativos sino también con toques culinarios. Hay muchos detalles y platos que seguro logran sorprender a vuestr@s invitad@s.

Si no existieran los calendarios, ¿Cómo notarías que se acerca la Navidad? Si tuviera que responder yo, mi respuesta sería clara: “castañas”. Coges tu abrigo, la bufanda, los guantes y bajas a pasear, nada más llegar a la primera plaza concurrida, un aroma a castañas asadas te envuelve, un mítico y característico olor que emana de ese pequeño puestecito que año tras año repite en la misma esquina. ¿Curioso verdad? Esa es mi señal, y creo que todos tenemos algo que nos despierta el espíritu navideño: las primeras luces en las calles, la decoración de los parques, la primera nevada, el olor de la leña quemada, los escaparates ya decorados de los grandes almacenes o incluso alguien en casa que ya pregunta por El Árbol…

Mesa-en-Navidad

Da igual que falten unas semanas y que todavía no recordemos dónde se encuentran las cajas con los adornos del año pasado, que justo en ese momento en el que sentimos que está cerca, nuestra mente empieza a pensar en qué es lo que vamos a hacer este año, en cómo va a ser el árbol de Navidad esta vez, en la decoración de la chimenea, en el jardín, en las luces del balcón y un sinfín de tareas más. Os propongo:

Comenzar con la decoración de la Mesa

En el salón la mesa es el centro de todas las miradas, a la hora del recibimiento, en las comidas y en las cenas, por lo que tenemos que “vestirla” lo mejor posible, y para ello, se hace imprescindible contar con una muy buena y original decoración.

Mesa-navidena-con-el-morado

¿Qué te parece esta mesa? Procede del Blog de Macarenagea.com, y sinceramente, me parece una opción muy original, aunque también atrevida, todo hay que decirlo. Quería empezar con algo completamente diferente a lo que estamos acostumbrados, con unos colores que se salen de lo habitual en estas fechas, pero que sin embargo, pueden ser la excusa perfecta para aquellos que deseéis probar algo nuevo este año.

Se trata de un salón de madera, que probablemente sea el de una pequeña cabaña, pero en un piso como el tuyo, donde predomina el blanco o el plateado, también sería una muy buena opción, incluso mejor que en un entorno rústico como este. Eso sí, asegúrate de que el Árbol de Navidad sigue el mismo patrón de colores.

Mesa decorada navidad blanco coral y dorado

Ahora voy a dar un giro de 180 grados y me paso a lo tradicional, a los dorados y los rojos, justo como esta mesa que nos muestra Vintageandchicblog.com, donde se ha optado por aplicar una decoración muy sencilla y llamativa a su vez, que no renuncia a lo clásico pero que sin embargo, emplea un mantel blanco y negro que permite que el conjunto no quede demasiado recargado. ¿Qué hubiera pasado si empleásemos un mantel rojo? En muchas casas es tradición utilizarlo, incluso con añadidos en tonos dorados, blancos y/o verdes. El contraste habría sido más fuerte, pero ideal también para los amantes de este tipo de combinaciones tan típicas en Navidad.

Y siguiendo con lo tradicional, el color plateado también es uno de los más empleados, proporciona sencillez a la vez que elegancia. Son muchas las opciones que tenemos para decorar la mesa en Navidad optando por el plateado como color predominante.

Mesa-de-navidad-decorada-co

En Decoesfera.com así lo recomiendan, la mesa del salón con un toque navideño a partir del plateado. Aunque solo se vea reflejado en la iluminación procedente de las ventanas, el azul también puede ser un gran aliado para componer la mesa. Imagina que alguno de estos detalles decorativos es azul, o las servilletas… seguro que aportaría un toque aún más original.

Pero una mesa no está lista si no cuenta con un gran centro navideño

Los centros son fantásticos, son la esencia de la mesa, sobre todo en Navidad, sin embargo, debemos calcular primero el tamaño de ésta, para poder determinar después sus dimensiones, y así no pasarnos ni tampoco quedarnos cortos. Habrá mesas grandes que podrán mantener el centro durante las celebraciones, otras tendrán que retirarlo para poder dar cabida a lo más importante, la comida. Sea como sea, este año vamos a conseguir darle un placer superior al sentido de la vista, vamos a lograr que antes de sorprender con el menú, lo hagamos con la decoración del centro navideño.

Centro-con-velas-y-guirnald

¿Qué te parece esta primera opción? Pertenece a la colección de HogarUtil.com, y merece ser el primero en destacar por su sencillez y facilidad de preparación, apenas necesitaremos de velas, espumillón, lazos y bolas para poder fabricarlo. Eso siempre y cuando deseemos crearlo nosotr@s. Los colores los eliges tú según la decoración del salón, el árbol de Navidad y el resto de la mesa, aunque éste de la foto, es ideal para muchos tipos de decoraciones.

Y hablando de colores, creo que ha llegado el momento de ofrecer algo diferente a lo que vemos todos los años, algo como…

Centro de bolas color fucsia

El fucsia. Sé que se trata de un tono arriesgado el que nos ofrece DecoraHoy, que puede que este color no lo tengas presente ni en el árbol ni en ningún otro lugar, pero te daré una pista-consejo: Hay otro color con el que combina a la perfección, ¿Lo ves? Exacto, el dorado. Si este año piensas apostar por él, contempla este centro para tu mesa, es sencillo, elegante, no estorba y se puede duplicar o triplicar en cuanto a longitud, ya que es ideal para mesas que son bastante largas. Solo necesitas bolas de este color y hojas de magnolio, pero no te apures si no encuentras un magnolio cerca, pues también las hay artificiales o incluso de cualquier otra variedad de planta o árbol, solo tienes que asegurarte de que se trata de un tono de verde oscuro, para que haga contraste con el propio fucsia y el dorado de las guirnaldas de bolas.

Pinas-aves-y-velas-en-tu-me

No podía continuar con mi recomendación de centros de Navidad sin hacer una aportación un tanto más original, algo que realmente llame la atención. ¿Qué te parece esta propuesta de Interiorismos.com? Las piñas siempre estarán de moda. Realmente llama la atención, sobre todo por su originalidad, ya que si nos fijamos, apenas hay límites en cuanto a su composición, podemos cambiar las aves por lo que queramos, pintar las piñas con el color que más nos guste, poner más velas, etc. Recuerda que yo solo te doy la idea, el punto de partida, después tú estarás al mando de aportar ese toque personal y original que tu mesa necesita.

Una opción interesante para tu mesa si lo que te gusta es el rojo

Observa la imagen de HogarTotal, de ella podemos servirnos tanto de la decoración y el empleo de los colores, como del sencillo centro que se ha dispuesto, ideal para mesas en las que se busca la elegancia. Dos robustas velas blancas rodeadas de un par de bolas rojas y espumillón con tonos a juego con el resto de la mesa, en este caso, rojos y blancos.

Recuerda que un centro navideño puede ser del tamaño que desees, aunque nunca debería llegar al punto de estorbar, es mejor uno sencillo y elegante, que otro tan voluminoso que termine tapando los platos y la comida.

Y hablando de comida, ¿Qué te parece si pasamos a sorprender a través del estómago?

Ahora que ya tenemos lista la mesa, ¿Qué vas a cocinar? ¿No estarás pensando en repetir el menú del año pasado verdad? La Navidad tiene un inconveniente; que son muchos días festivos y lo más probable es que nuestra mesa y su centro decorado sean el escenario de más de una comida o cena en familia o con amigos. Os propongo cocinar algo que guste y sea diferente a lo que se suele comer durante el resto del año.

Si te parece, voy a ofrecerte un par de platos y un postre, seleccionados por un servidor y recomendados para incluir en tu mesa estas Navidades, para que sorprendas. En los enlaces tienes la receta.

Ensalada templada de naranja y marlín

Para empezar, lo haremos con una Ensalada de naranja y marlín, ligera y de un sabor diferente. ¿Sabes lo que es el marlín? Es un pescado, pero si no queréis arriesgaros con un sabor nuevo, siempre se podrá sustituir por el bacalao ahumado.

Cordero-lechal

Solo con verlo se me hace la boca agua, ¿y a vosotr@s? Si sois de carnes, tenéis que probar este Cordero Lechal a baja temperatura. Mi consejo es que apostéis por un menú de carne, el pescado es algo más delicado para muchos, aunque igual o más de sabroso para aquellos que saben disfrutarlo. La carne suele generar mayores aciertos con la mayoría de asistentes a la cena, aunque todo dependerá de tus invitados.

Leche frita de turrón

No me he podido resistir al ver la imagen, os puedo asegurar que este año voy a hacer todo lo posible por tener este postre en la mesa al menos una vez. Leche frita de turrón, un plato que no es precisamente el más indicado para mantener la línea pero, en Navidad es bueno entregarse a los placeres de la gastronomía. ¡Un día es un día!

Estas son mis propuestas para decorar la mesa en Navidad, con adornos, centros y lo más importante el menú. Nos encantaría conocer las vuestras, os animo a contárnoslas aprovechando el campo de comentarios de este post. Las esperamos.

20 salones con decoración romántica

Los salones son un lugar de reunión, pero a veces se convierten en mucho más que eso. Es el lugar intimista donde nos gustaría reconstruir un ambiente novelesco y emotivo; el espacio living donde vivimos momentos entrañables y nostálgicos cuando llegan los invitados; esa atmósfera ideal para pasar una velada a la luz de la chimenea, que parezca extraído de un libro de Jane Austen.

Cuidar los detalles del salón ayuda a recrear un ambiente de otra época, a hacer que la estancia se transforme en algo mágico y pintoresco. Si vivimos en una casa antigua, con grandes ventanales en el salón, o bien en un piso céntrico, es posible aprovechar la arquitectura a nuestro favor. Pero si no puede ser, la clave estará en la elección de la decoración.

Si queremos darle un toque romántico a nuestro salón, debemos apostar por los colores pastel o muy oscuros, lámparas colgantes, espejos dorados, retratos antiguos, cortinas en cascada o estores, cómodas con cajones, vistosas chimeneas y una gran riqueza en los detalles.

En esta entrada quiero presentarte algunas posibles combinaciones para que puedas inspirarte y darle un aire novelesco a tu salón. Te muestro 20 posibles salones con decoración romántica para que elijas la disposición que más te guste. Toma nota si estás pensando en redecorar tu casa.

1. Un salón-comedor estilo americano

La mesa del comedor será uno de los elementos clave. En este salón de El Mueble, Eulalia Vaqué nos propone un salón-comedor con muebles colocados de forma simétrica. Techos altos, zócalos, librerías con rejilla en negro y unas vistas al jardín donde se aprecia el color de los árboles, en sintonía con la pureza del blanco y la madera.

La lámpara, las cortinas y la chimenea en la parte lateral construyen a la perfección un aire romántico, donde los grandes espacios y la amplitud del lugar es fundamental para la construcción del ambiente.

salón de estilo romántico

2. Salones color de rosa

Otra apuesta de estilo romántico más femenino es el rosa. Vemos en este salón de Facilisimo una perfecta sintonía entre los muebles rosas y el parqué, dándole un aire natural y transmitiendo una sensación de calma y tranquilidad en todo el espacio.

salón romántico color rosa

3. Un salón masculino con aire romántico

También se le puede dar un toque masculino al estilo romántico. Paredes en color verde intenso, chimenea con velas, cuadros en las paredes, transmite un aire de robustez y seriedad. Si todo ello lo acompañamos con un sofá de cuero, como os comentamos en nuestro post anterior sobre decoración de salones masculinos, el romanticismo está asegurado.

4. Romántico estilo cottage nórdico

Hablar del romanticismo en decoración es hablar también de los salones nórdicos; decoración acogedora e intimista en un entorno marcado por el blanco, tanto en los suelos como en las paredes y los muebles, con pequeños destellos de plantas en la sala, situadas estratégicamente en las ventanas y en la mesa para subrayar los espacios, tal y como muestra esta propuesta de Delikatissen. El jardín que se vislumbra detrás de las ventanas, es fundamental para crear esa atmósfera dual acogedora y elegante.

Salón romántico nórdico

5. Salón de pequeño espacio

Si quieres darle un toque muy antiguo y acogedor a tu salón romántico, la clave es apostar por lo viejo y circunscribirse a pequeños espacios. Esta es la idea que se trabaja en este salón que comentan en Decorahoy. Dos grandes lámparas de mesa con forma de columna salomónica, un techo de madera, una puerta vieja en la chimenea que parece que no conduzca a ningún sitio y una tapicería en un tono beige que transmite un aire muy nostálgico y antiguo.

Salón romántico pequeño espacio

6. La elegancia del romántico francés

Los salones franceses apuestan por la elegancia y huyen de los ambientes recargados; sin embargo, no se alejan de revivir esa atmósfera intimista de los románticos, combinado con algunos toques de modernidad. Destacan el diván, las butacas clásicas y la tapicería color beige suave. Esta foto de Interiorismos presenta una buena disposición si la queréis imitar.

salón estilo romántico francés

7. Salón moderno con toques románticos

La combinación de estilos coherentes permite que podamos darle un toque romántico al salón moderno sin necesidad de renovar todo el mobiliario. Así os lo mostramos en nuestro post sobre decoración de salones modernos. Una buena opción sería combinar paredes pintadas con rojo inglés acompañadas de un mural de piedra falsa, y un sofá de piel oscura.

8. Estilo romántico vintage

Aunque los salones vintage incorporan muebles y piezas de aire más clásico que romántico, en ocasiones están emparentados. La combinación de sofás y sillones en color pastel, el uso de algunas piezas románticas, como las lámparas colgantes, pueden servir para aprovechar elementos de ambos estilos.

9. Decoración inglesa romántica

Este salón-comedor visto en Hogartotal de decoración inglesa utiliza muebles de madera rústica, mesa y armario. El british más tradicional nos muestra la cara más oscura y elegante del romanticismo. Grandes sofás mullidos, paredes sobrecargadas de retratos y la chimenea, punto neurálgico de la casa.

salón inglés con chimenea

10. Salón romántico para el otoño

La temporada otoño-invierno es ideal para este tipo de decoración. Como os contamos en el post sobre decoración otoñal, este tipo de salones transmiten una sensación acogedora que nos ayuda a introducirnos de lleno en un ambiente novelesco. ¿Sentís esa sensación?

En Paperblog nos enseñan este precioso conjunto de sofá y mesa con adornos, frascos y platos. Hay que destacar los cuadros de la pared, muy poéticos, junto con los cojines en colores pastel.

Salón con detalles románticos

 11. Salones con retratos

Si queremos darle un toque realmente antiguo, sin necesidad de disponer de costosas piezas antiguas del siglo XX y XIX, podemos colocar en las paredes retratos de personajes históricos con marco de oro, como si estuvieras en un museo. Fíjate en esta estancia del blog de hogar en Pisos.com.

salon decorado con retratos

12. Salón con paredes floreadas

No siempre las paredes deben ir en liso pastel. Otros salones optan por crear una atmósfera envolvente y romántica a través de papeles pintados con flores en algunos sitios, como se ve en esta foto de Casa Diez.

Salón romántico con paredes floreadas

13. Salones dorados

A la hora de decorar, es recomendable que se juegue con el brillo de las lámparas y los destellos del oro, que pueden llevarse al marco del espejo, a los marcos de los cuadros e incluso imitar el color en el tono de las cortinas, como en este salón dorado de Marialeonstyle.

Salón en tonos dorados

14. Salón con sillones en círculo

Si queremos crear un ambiente muy acogedor, pensando sobre todo en tomar café o té después de comer, éste es el estilo que debe imperar. Sofás esquineros con sillones formando un círculo en torno a una mesa. Muchas lámparas, todo en gris perla y aire barroco.

15. Salón azul

En este saloncito de Decoestilo, se combina el beige con el azul, llevando éste último a las cortinas y a los cojines. Otra buena idea para decorar y crear esa unidad simétrica, característica del romanticismo, es dejar uno de los sofás o los sillones en otro color, en la misma línea de los cojines, el sofá, las flores.

Salón romántico azul y beige

16. Buscando lo exótico

Otro de los elementos decorativos propios del romanticismo, en busca de ese ambiente barroco y mágico, es la introducción de elementos exóticos en la sala de invitados. Un toque demasiado étnico puede resultar confuso si lo sobrecargamos en profundidad. Se trata de introducir pequeños detalles; jarrones decorativos, alfombras exóticas, adornos para las paredes…

17. Salón con piano

Los pianos de madera antiguos, como un viejo armonio, le dan un toque muy romántico a cualquier sala de estar. No es preciso que sean demasiado grandes, pueden estar colocados frente a una pared o en el centro de la habitación. Os aconsejo la elegancia de un piano de cola si la sala es espaciosa.

18. Salón con reloj

Los relojes de péndulo o de pared son otro elemento característico muy british que puede dotar de un aire muy especial a tu salón. No es necesario llegar al extremo de la casa de Phileas Fogg, el personaje de Julio Verne, poniendo relojes en cada parte de la casa.

19. Señorial y rococó

Me llama la atención el salón de la modelo Miranda Kerr en Nueva York que nos trae Vidayestilo. Muebles antiguos y desgastados, combinados con flores. Si consigues algunos muebles de madera envejecida, como un sofá o un espejo, el efecto romántico, está asegurado, puedes mantener las paredes en blanco y mantener un estilo más suave.

Salón estilo rococó Miranda Kerr

20. Salones de exterior

Las flores y las zonas ajardinadas forman parte intrínseca de la decoración romántica. Casi siempre se insinúan mediante flores colocadas en diferentes lugares o amplias ventanas, cubiertas por cortinas recogidas o en cascada. Pero si el espacio lo indica, podemos instalar un salón exterior, colocando un sofá y sillas de reja con una tapicería que combine con las flores.

Las posibilidades para decorar tu sala de estar con aire romántico son muchas. Puedes jugar con diferentes estilos según el tamaño de la sala y aportar tu propio toque personal a una disposición mobiliaria que admite diversas combinaciones.

Pero recuerda, el color, la simetría, las paredes, el mobiliario antiguo… todo debe guardar la armonía, aunque introduzcamos alguna que otra pieza vintage, clásica o de estilo moderno.

Nos gustaría saber qué otros elementos introducirías para darle a tu salón ese toque especial de novela romántica. ¿Te animas a contárnoslos? Esperamos tus comentarios.